¡AYER NO MÁS!

El viernes pasado, a media tarde,  crucé por la Plaza de Mayo. Se recordoban los 41 años del golpe de estado  llevado a cabo por los militares  que sacaron del poder a la Sra. María Isabel de Perón.  Fue importante que los oradores reiteraran  permanentemente  que se referían a aquel  acontecimiento de nuestra historia política. El escenario era  exactamente el mismo que el que estuvo montado en los días, semanas, meses y años previos  al infierno de la dictadura militar. Que se desató en la madrugada del 24 de marzo de 1976. Conmovía la generosidad de los oradores para con los “pobres”  y con los dineros del Estado, dineros ¡que ya no tiene! Por otro lado, apabullaban los improperios, insultos, mentiras  y frases hechas y sin sentido contra los que no estaban en el lugar. Fué cuando soñando despierto recordé un  célebre comentario  de    Mahatma Gandhi  ante los parlamentarios ingleses cuando trataba de convencerlos  de que se alejaran de su país,  la India:  …“Señores, no se puede resolver un problema pensando de la misma forma que el día que se lo obtuvo”… Sí, así es. Aquí, en este asunto,  pienso o sueño, no lo sé aún, que salvo las obras de infraestructura la ayuda social a la gente   tiene que canalizarse a través de las ONG o sea de las fundaciones, bajo el firme control de la Inspección General de Justicia.  Para que no sólo distribuyan los dineros del estado sino también  y en su gran mayoría  los que pertenezcan a la ciudadanía,  más allá de los impuestos que pagan.  Convivimos, estamos inmersos en  un pueblo maravilloso de una generosidad infinita que no puede ejercer en paz su bondad y el amor que siente por los semejantes que están en serios problemas económicos.  Sólo por estos discursos llenos de mentiras, odios y los delicuentes que aún están sueltos y sin haber devuelto lo que se robaron. Gracias

¡UNA VEZ MÁS! ¡SUENA EL BOMBO!

Desde hace unos días nuevamente comenzaron a sonar los  bombos en la Plaza de Mayo. En la otrora Plaza Mayor presagiaban  los ajusticiamientos. Actualmente, las “bases peronistas” anuncian, según ellos,  que algo está muy mal en  la conducción del país. Con ese sonido que por familiar no es menos lúgrube apareció un día la Sra. Isabel Peron a quien  sus propios correligionarios le hicieron firmar el exterminio de lo mejor de  nuestra juventud por aquellos días. Luego la dejaron sóla y así reapareció en toda  su esplendor López Rega  con la Triple AAA  y más tarde los militares con Martínez de Hoz, con los resultados que todos conocemos.  Sonaron nuevamente los bombos y el país pasò a ser  gobernado por el Dr. Carlos Menen y  Domingo Cavallo por más de una década. Fue una fábrica de  crear miseria y desocupados. Sonaron nuevamente los bombos y como ya nadie quería hacerse cargo de semejante desastre -por el estallido del uno a uno, un dolar un peso- apareció en escena el Dr. Kirchner y luego su Señora Cristina Kichner. Hoy qué se pretende  ¡nuevamente suenan los bonbos en la ex Plaza Mayor! acaso que gobierne el país un ex Jefe de Gabinete de los Sres. Kirchner como Anìbal Fernàndez o acaso Juliàn Domingues o Randazzo que acompañaron a la ex Jefa de Estado hasta el ùltimo  minuto de su mandato… A quienes así piensan quiero recordarles que el  General Perón, en uno de sus últimos actos como Jefe de Estado en el mes de junio de 1974,  hechó a todos los violentos de la Plaza de Mayo bajo el mote de “estupidos imberbes”. Tambièn quiero recordarles que su lema era “producir, producir, producir”. ¡Señores!, hay que dialogar y no hacer paros porque causan muchísimo daño en la sociedad,  si realmente quieren llevar adelante los sueños del General Perón. Actuen, sin dudarlo, como lo está haciendo  nuestro presidente  el Sr. Mauricio Macri,  o la Gobernadora  de  la Provincia de Buenos Aires, Sra. Marìa Eugenia Vidal. Gracias